Cita del día



CITA DEL DÍA: “Todos los cementerios del mundo están llenos de gente que se consideraba imprescindible” (George Clemenceau).

Entrada antigua de la semana

ENTRADA ANTIGUA DE LA SEMANA: El ascenso a cabo


martes, 4 de diciembre de 2012

Se le llamaba honradez







Las han  querido  convertir  en noticia y ellas se han sorprendido. ¿Tan extraño resulta que dos  chicas adolescentes se encuentren un bolso con 6450 euros y lo lleven a la policía? Pues sí. Y hasta puede que muchos se os rían. Que os llamen ingenuas. Que os digan que la vida os reserva muchas hostias. Que ya aprenderéis. Que este mundo es una selva y lo que hay que hacer es aprender a sobrevivir en ella. Que si no pegas, te pegan. Que vuestros padres os están educando de una forma obsoleta. Que aquellas tonterías que decían y practicaban vuestros abuelos de que estrechar la mano comprometía más que un contrato, están superadas. Que somos una sociedad moderna, en la que ya no se llevan las ñoñerías propias de curas y monjas.

Apoyándonos en todas esas excusas en forma de argumentos, lo que hay que hacer es quedarse con el bolso. Es de lo que se trata. A lo sumo devolver la documentación que hay en él, para que se vea que tenemos sentimientos. Pasar de que su dueña sea una modesta trabajadora, que ha ahorrado el dinero para ir a su país a ver a su familia, porque ése no es nuestro problema. Que hubiera tenido más cuidado. No lo necesitará tanto cuando se lo va dejando por ahí. Nadie le quita nada, porque una cosa es robar y otra encontrarse con la pasta. Y bien que nos va a venir, tal y como está la situación económica.

Así de falsa e hija de puta es esta sociedad que hemos construido, en la que es más importante ser políticamente correcto que honrado. En la que nos la cogemos con papel de fumar para las gilipolleces, mientras prescindimos olímpicamente de los principios más elementales.

Ha querido venirme a la memoria una jota que cantaba mi paisano José Oto:
La vergüenza ahora se vende
a dos mil pesetas la onza.
Por eso, como es tan cara,
gastamos todos tan poca.

52 comentarios:

  1. Si se hiciera una encuesta a pie de calle con la pregunta: tú en su lugar ¿qué habrías hecho? estoy segura que las respuestas confirmarían los "argumentos" que tu expresas. Es la realidad que vivimos.

    Besos^^

    ResponderEliminar
  2. Yo, sabiendo que tienes toda la razón del mundo, de estar en su lugar, reconozco que no tengo muy claro lo que haría, hay que ser sincero vaya.

    Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Está claro que es muy fácil hablar sin que te haya sucedido.
      Un abrazo.

      Eliminar
    2. No, no creo que sea eso, supongo que hay gente, por principios, que lo devolverían sí o sí, es más cosa personal, cierto es que de quedártelo los remordimientos acabarían siendo grandes, aunque depende de quién fuera la pasta claro, si es de un político hasta te sentirías justificado.

      Eliminar
    3. Yo creo que eso de que "quien roba a un ladrón tiene cien años de perdón" es otra de las excusas que utilizamos para justificarnos, pero al fin y al cabo no deja de ser robar.

      Eliminar
  3. Acá ha pasado muchas veces que encuentren y devuelvan dinero... pero supongo que se triplicaran la cantidad de veces que encontraron y se lo quedaron.
    Así vivimos, preocupados solo por nosotros.
    Menos mal que hay piscaz de bondad todavia.
    :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Todavía hay personas que lo devuelven. Lo preocupante es que se les tenga que mirar como a bichos raros.
      Un abrazo.

      Eliminar
  4. No me ha ocurrido nunca, pero a veces lo pienso, mi primera reacción siempre es: joder, yo me quedo el dinero seguro, que me hace mucha falta, pero me conozco, cuando llegara a casa y empezara a pensar en de quien puede ser, para qué lo necesitará, la angustia que tendrá en ese momento, que esa pérdida le puede haber jodido cosas muy importantes etc etc, sé que esta puñetera conciencia de mierda que tengo no me dejaría vivir, y hay algo que siempre repito, para mí lo más importante es poder dormir por las noches, así que supongo que lo devolvería pero con dolor y forzada por esa culpabilidad.
    Eso sí, me entero luego de que ese dinero pertenecía a alguien que está forrao y para quien no representa gran cosa, y me doy cabezazos contra las paredes.
    Como dice Dess, hay que ser sincero.
    Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Veo que te tocaría sufrir si te lo quedaras (porque no era tuyo) y si lo devolvieras (por si era de una persona que está forrada). Te voy conociendo y estoy seguro de que lo devolverías, simplemente por no ser tuyo.
      Besos.

      Eliminar
  5. nunca sabemos cómo vamos a reaccionar hasta que las cosas nos pasan.
    y hasta a lo mejor reaccionamos distinto si nos pasan cosas iguales.
    La gente nunca dejará de sorprendernos
    empezando por nosotros mismos.
    Nunca se sabe

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Está claro, Garriga, aunque yo quiero pensar que lo devolvería. Si no lo hiciera habría para escupirme, después de haber escrito esto.
      Un abrazo.

      Eliminar
    2. qué se yo. Si me falta el dinero para operar a alguno de mis hijos y me lo encuentro por la calle digo que es una señal de dios. Además esta el hecho de que si voy a la policía, te aseguro que primero se lo gastan en el prostíbulo y después me meten preso por, segun ellos, gil (tonto)
      He devuelto una billetera que encontré
      me refiero a situaciones extremas
      que nunca se saben
      abrazo amigo

      Eliminar
    3. Está claro que estás tocando una situación extrema. Por salvar la vida a un hijo cualquier cosa que se haga es disculpable.
      Un abrazo.

      Eliminar
  6. Lamentablemente, en estas situaciones quien obra con honradez es un extraterrestre.
    Para mi no supone ningún dilema devolver el dinero y estas niñas son el arquetipo de la esperanza.
    Un fuerte abrazo, Chema.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estoy totalmente de acuerdo contigo, Karima.
      Un fuerte abrazo.

      Eliminar
  7. En mi país una señora encontró un portafolios con dinero. Llamo a la televisora local para que le ayudaran a encontrar al dueño. La televisora hizo un circo de eso poniendonos como ejemplo lo que debemos hacer, incluso a la señora le dieron una casa en premio a su honradez.
    Mi opinión fue que la señora no debía haber aceptado que hicieran circo con su " honradez", no debía haber aceptado la casa porque entonces quiere decir que la honradez no es una virtud sino un negocio.

    Si yo hubiera sido, puede ser que no hubiera devuelto la bolsa, eso si, si tiene dirección si lo hago. Ya lo he hecho.

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Está claro debes hacerlo porque crees que es lo correcto, no esperando compensación alguna. Como tú lo hiciste.
      Besos.

      Eliminar
    2. Muy de acuerdo con esta chica, si se hace que sea por consciencia, no por sacar nada a cambio, ahora, devolver un millón, por ejemplo, y que en gratificación te den un chupachups...

      Eliminar
    3. Está claro que el caso comentado por Malque es excepcional. La mayoría de las veces no se obtiene nada a cambio, o una pequeña gratificación si se quiere aceptar.

      Eliminar
  8. Ese dilema se presentará una y mil veces, cada vez que alguien encuentre una cantidad de dinero. Hay mucha gente que no lo devolvería, igual que hay mucha gente que si ve asomando la cartera por el bolsillo del pantalón se lo quita y a otra cosa. Se llaman ladrones. Los unos y los otros. Ladrones ha habido y habrá siempre. Los demás, son gente honrada. Gente honrada ha habido y habrá siempre. Y excusas para obrar de manera distinta a la debida, cada vez más. A eso se le llama abrigo para la conciencia.
    Dicho esto, no sé que haría. Probablemente, averiguar de una vez por todas si soy ladrón u honrado.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me parece importante tu puntualización (con la que coincido) de que aunque te encuentres el dinero, si te lo quedas, estás robando.
      Un abrazo.

      Eliminar
  9. Muy bueno el gesto de estas chicas, seguramente en su casas tienen un gran modelo de honradez, las felicito por ello.

    BESITOS.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Parece que les acompañó a la policía una persona mayor, que supongo sería una (padre o madre) de las que les había inculcado su honestidad.
      Besos.

      Eliminar

  10. Es sorprendente, desde luego, que con la escasez que hay, alguien pueda devolver dinero "sin dueño aparente", pero eso confirma que los padres todavía inculcan a sus hijos, honradez y honestidad, principales valores imprescindibles para que esos jóvenes sepan que no todo es superficial en la vida.

    Bien por esas chicas que valoran más su conciencia que su bolsillo.

    Besos, Chema.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo triste precisamente es que resulte sorprendente. Dueño hay, aunque al principio no se sepa. Si quieres encontrarlo, lo encuentras.
      Besos.

      Eliminar
  11. Me alegro de saber que queda por ahí más gente "tonta" como nosotros. Un beso.

    ResponderEliminar
  12. Hoy día así esta el tema, en esta sociedad de mierda en la que vivimos. Si uno va de bueno y con buen corazón como el caso de estas chicas, encima te toman por tonto y se ríen, ya que parece ser que mientras más sinvergüenza es uno, mejor lo tratan. Menos mal que todavía queda gente con sentimientos. Hablando de mierdas, mira si hay que tener mala leche que mi hijo hace cosa de un mes, perdió las llaves en la universidad, acababa de cerrar el coche, y no sabe como pero las perdió. Las llevaba todas incluidas las de casa; se dio cuenta rápidamente y volvió donde pensó que se le habían caído, pues se ve que llegó algún cabrón que igual hasta lo conocía y en vez de devolverlas de las llaves ya no se supo. Se ve que las tiraron por alguna alcantarilla. Muy buena esa estrofa de la jota.

    Un abrazo Macondo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo tampoco encuentro explicación a esa gente que hace daño simplemente por joder, sin obtener ningún beneficio a cambio. Hace falta ser malnacido.
      Un abrazo, Rafa.

      Eliminar
  13. Creo que aunque parezca mentira, de diez personas que se lo hubieran encontrado, la mayoría lo hubiera devuelto.
    Yo ya sé lo que es devolver trescientas mil pesetas del año 1982.
    Me pasa lo que a Inma, no podría dormir. Y me encanta hacerlo tranquila :D
    Besazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No me sorprende en absoluto que tú lo hicieras, pero de lo que no estoy tan convencido es de que la mayoría haría lo mismo.
      Besos.

      Eliminar
  14. Orgullosísima estaría si fueran mis hijas...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sería la mejor prueba de que les habías inculcado unos principios que habían calado en ellas.
      Besos.

      Eliminar
  15. Un aplauso por ellas, la honradez se muestra con actos, no con palabras como hace la mayoría de la gente.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es Jon. Lo bueno, además de devolver el dinero, es que huyeron de protagonismos. Ellas y su familia consideraban que no habían hecho nada noticiable.
      Un saludo.

      Eliminar
  16. En un primer impulso, quizá pensase en quedármelo, pero mi conciencia es más potente y poderosa y creo que no podría hacerlo.
    Y por supuesto de contarlo nada. Circos los justos....

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Como las chicas navarras, que no querían ser consideradas noticia.
      Besos.

      Eliminar
  17. Pues yo también devolvería el bolso y sigo apostando por la palabra dada.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bienvenida al blog. Voy a conocer el tuyo.
      Besos.

      Eliminar
  18. ¡Pues claro que sí! Y para ti, un beso inmeeeeeeeenso :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Acabo de leerte en tu blog y ahora veo que habías dejado esto. Como te decía allí, me ha alegrado mucho leerte después de tanto tiempo sin saber de ti.
      Muchos besos, hermosa.

      Eliminar
  19. En estos tiempos que corren o en otros que corrieran, quizás pueda seguir llevango a gala (y creo, en verdad, que somos muchos) esos valores obsoletos que me inculcaron mis padres. Y que yo, por descontado, inculco a mis hijos. Soy, todavía, a pesar de estas arruguillas en los ojos y estas canas en la barba, de los que se precian de hacer tratos con una mirada y un apretón de manos... Me he llevado palos, por supuesto, pero ninguno ha doblegado todavía mi intuición de lo que creo es la Honradez.
    Quizás mañana, quizás mañana. Pero a estas alturas, aún no.
    Ni me apetece cambiar.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ni a estas alturas ni a ninguna, Jesús. Ya no cambiarás. Afortunadamente. A ver si va a resultar resultar que tienes que terminar arrepintiéndote de ser una persona decente.
      Un abrazo.

      Eliminar
  20. Totalmente de acuerdo contigo. Además en esta vida lo importante es gratis. Un paseo en bici, un helado y un abrazo???... la mejor de mis tardes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por haber venido a leerlo, Roberto.
      Un abrazo.

      Eliminar
  21. Sin duda vivimos en una sociedad hipócrita donde los valores son según toque. Como dices aquí lo importante es quedar bien frente a la galería que cuando no me ven ya veré.
    Mi abuela que era de Guadalajara siempre repetía un dicho que según decía el cura del pueblo... "Hijos mios haced lo que yo diga no lo que yo haga".
    Macando me quedo con esa jota que es buenisima !!!
    Besitos :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por aceptar tú también mi invitación y venir a esta entrada que estaba criando telarañas.
      Se aprende mucho de los dichos que nos enseñan las abuelas.
      Besos, Nieves.

      Eliminar
  22. Es una buena reflexión... y de telarañas nada...:). Un abrazo macondo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo de las telarañas lo decía más que nada porque no había entrado nadie por aquí desde diciembre de 2012.
      Un abrazo.

      Eliminar
  23. Me había perdido esta entrada. Creo que no te conocía todavía en esa época... Pues sí, muy cierto. Es una pena que cosas que deberían ser normales sean noticia. Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tenían menos de un años nuestros respectivos blogs.
      Gracias por haber venido.
      Besos.

      Eliminar